Textos

 “La fenomenología de la imaginación pide que las imágenes se vivan directamente y que se tomen
 como acontecimientos súbitos de la vida. Cuando la imagen es nueva, el mundo es nuevo.”

 "La Poética del Espacio" Gaston Bachelard 


“Imágenes” 

Las imágenes que dibujaron los niños de Senegal a la propuesta de “dibuja que crees que es Europa”, evocan un mundo nuevo y muy diferente a su realidad cotidiana influida diariamente por otras muchas imágenes que reciben involuntariamente a través de los medios de comunicación por la maquinaria del consumo del primer mundo. Imágenes venidas de otro mundo.

Imágenes, como decía Bachelard que pujan por ser vividas; Ese coche invita a ser conducido, esa calle llena de edificios a ser transitada entre escaparates, donde esos trajes exuberantes invitan a ser vestidos, por blancas pieles a poder ser.

Ese futbolista,.. a ser como él. Sencillamente.

Las imágenes que recogimos en los dibujos que nos regalaron, sobre todo, empujan a ser vividas.

Los dibujos fueron realizados sobre el papel de la postal en blanco que les dimos. Se escogió ese soporte típico turístico, para hacerlo por una vez común a esos dos mundos y que hablara por si solo de la distancia entre ellos, de sus costumbres y necesidades. No olvidemos que el turista también persigue imágenes. Imágenes de postal. Claro que a él estas solo le cuestan un dinero que puede pagar.

La historia de las migraciones se escribe paralela a la de la capacidad del hombre para imaginar. El director de uno de los colegios que visitamos nos decía que creía muy difícil que se detuviera ese movimiento migratorio porque la base fundamental de ese movimiento, es la esperanza, y cuando se habla de vida se habla de esperanza.

Si tuviéramos la posibilidad de subir hasta un punto muy muy alto y echar una mirada que se detiene en el tiempo, veríamos un dibujo de líneas de caminos que durante años los hombres han ido trazando por mar y por tierra, modificando al paso de sus migraciones las sucesivas fronteras inventadas.

Ese dibujo solo es posible imaginarlo, pero nosotros realizamos otros con todos los que nos regalaron esos niños y jóvenes africanos. Re-creamos la imagen a gran escala sobre ese espacio de costa que la marea larga de la luna llena nos prestó al bajar.

Logramos, eso si, subirnos a ese punto muy muy alto. En una metáfora práctica de esa sana costumbre de alejar el punto de vista para obtener la mirada nueva.  Desde un aeroplano nuestra nueva mirada y nuestra cámara se detuvieron en contemplar como al ritmo incesante de la marea, esa imagen iba desapareciendo lentamente bajo las olas, para recordarnos una vez más, y también a través del poder de una poderosa imagen en movimiento, lo fugaz y lo inevitable de ese territorio donde a veces se dibujan los sueños.

Oscar Rodriguez Vila

 

Mareas Migratorias – Intervención en espacio-frontera Canarias-África 

Mareas Migratorias ha surgido por la necesidad de aportar una nueva forma de ver el fenómeno de la migración clandestina, en este caso, de África a Canarias. Se trata de desentrañar el poder y la influencia de “la imagen” en el movimiento migratorio. Mareas Migratorias “habla sin palabras” y toma prestado el ritmo de la marea para que se haga visible y se descifre el imaginario de los jóvenes africanos.

Oscar Rodríguez ha dado lugar a la imagen nueva a partir de los dibujos a gran escala sobre la arena de la playa. Esa superficie de tierra que los emigrantes pisan por último antes de embarcarse en su travesía hacia el sueño de Europa, y la primera que pisan cuando llegan, quienes lo logrann

            Los dibujos tienen lugar en la fase de luna llena, se aprovechan las mareas más largas, y es porque el espacio en que nace la imagen lo presta el mar. Los movimientos migratorios, como la propia marea son incesantes. Esta acción sucede en el espacio-frontera entre África y Canarias. Tanto aquí como allá, elojodearena hizo la misma propuesta a niños y jóvenes senegaleses: “Dibuja lo que imaginas que es Europa”. La imagen nueva la podemos ver justamente porque el ritmo de la marea lo permite. Y al mismo tiempo que surge lo que imaginan que es Europa, el mar nos enseña con su oleaje, que la destrucción de la imagen del mundo dominante es posible.

Gloria Godínez